Registro Propiedad Intelectual POEMAS N° 256.670.-





Si te gusta este blog dale un + al botón naranja

Google+ Followers

Seguidores BLOGGER

miércoles, 10 de julio de 2013

Labio Oxidado


















Qué se hace cuando las palabras dan la espalda
cuando las ganas se hacen ironías
cuando los años apuran la tormenta
cuando el torrente se desvía
cuando la tierra queda incendiada?

Soplar la flor del  diente de león;
será solución ?
o solo un justificativo?
un paliativo que parche este abismo .

Hacer Poesía libera dicen algunos
otros murmuran que no sirve de nada
y están aquellos que celosos  vigilan la forma;
y estoy Yo...  sucediéndome ;
como las estaciones ,
como los pétalos de la margarita.

Ayer era tan fácil escribir
vestirse en la perfumada simplicidad
sostenerse en el pan de cada día
y beberse el error sin presiones.

Soledad de labios
rigidez perniciosa
placebo impuesto
río revuelto carente de peces y colores
deja impreso en mi columna su limo herrumbrado.

Lichazul © Elisa

28 comentarios:

Aristos Veyrud dijo...

Cuando sembramos una semilla de bambú japonés, hay que regarla y abonarla constantemente aunque no suceda nada durante los primeros dias. No sucede nada, aparentemente.

Tendremos que cuidarla, regalarla, mimarla y tener paciencia ya que no aparecerá nada en muchos meses, que digo meses, años, para ser exactos… 7 años!!!! Y al llegar el séptimo año, en sólo un periodo de 6 semanas, aquella semilla de bambú crecerá hasta 30 metros. Si, lo que habéis leído, 7 años, 6 semanas, 30 metros!!!

Durante estos años de aparente inactividad el bambú genera un complejo sistema de raíces que le permite sostenerse para crecer fuerte en pocas semanas. Siete años para crecer y seis semanas para desarrollarse.

Gracias a esa base de raíces, el bambú podrá soportar no solo un crecimiento rápido, sino aguantar ante viento, lluvia, tormenta y todo tipo de adversidades.

Aristos Veyrud dijo...

Cuando llegamos a darnos cuenta que cada uno somos poesía en si mismo nadie nos dirá ya qué es o no es poesía...
Abrazos!!!

Lucrecia Borgia dijo...

Te voy a regalar una semilla de bambú para que la riegues y cuando crezca vuelvas a escribir con facilidad, te vistas en la perfumada simplicidad y encuentres al samurai que te haga feliz por siempre.

abrazo

elisa lichazul dijo...

gracias Dilman por la historia
y a ti Lucrecia por seguirla
pero recuerden

el Yo poético no tiene nada que ver con el Yo autoral

besitos

Rafael dijo...

Es posible que el "labio esté oxidado", pero seguro que cerca está la palabra y el latido esperando salir, gritar de nuevo a la vida.
Un abrazo en la noche.

Lapislazuli dijo...

El labo puede estar oxidado pero la plmua de poeta esta perfecta
Abrazos

Paty Carvajal dijo...

Cuando en la vida vienen cuestionamientos y todo nos parece que no calza, creo que es cuando mas se debe fortalecer la fe, elevarse por sobre lo trivial del día a día.... y sentir que todo este universo es una obra maestra!!! Si poeta, que nunca los árboles no te permitan ver el bosque!

Besitos, y como siempre me sorprendes muy gratamente.

TORO SALVAJE dijo...

No se hace nada.
Esperar la muerte.
Y ya está.

Besos.

TriniReina dijo...

Bien en la perfección de unos o en la liberación de otros, incluso en el sucederse...
Venga a nosotros la poesía.

Besos y luz

Darío dijo...

Usted sólo desplume el pájaro de la poesía... Un abrazo.

José Manuel dijo...

El labios oxidado no impedirá la palabra, y de élla la poesía en su más pura esencia.

Feliz día
Besos

El collar de Hampstead dijo...

Es esa una horrible soledad,y el labio oxidado...q fantástica imagen y qué demoledora...
Un beso,Carmen

Rafa Hernández dijo...

Yo creo que a cualquiera se nos puede oxidar el labio y secar la palabra, excepto al poeta, porque este casi siempre dispone de un arma letal que son sus letras, para combatir ese enmohecer que a otro sin esa capacidad muchas veces se nos apodera y llega.

Besos Elisa.

virgi dijo...

Nos ilusionamos sin fundamento y luego viene el óxido a decirnos que ya venía caminando sin que le prestáramos atención.
Besos

Innombrable dijo...

cuando las palabras dan la espalada, decían en mi tierra: A PALABRAS ELECTRICAS... OIDOS DESCONECTADOS...
pues en otras palabras... no se hace nada... deja que se vayan, y escucha solo el eco de las que no dan la espalda

un abrazo
carlos

Ricardo J. Roman dijo...

Escribir siempre, siempre, siempre, es un acto de liberación.

jonhan dijo...

A veces las palabras se atascan...

Mirella S. dijo...

Los labios pueden oxidarse, la mano estar lenta o reumática, el alma a oscuras, pero el poeta extrae de allí los temas para nuevos versos.
Un gran abrazo Elisa.

la quiltra dijo...

los que critican demasiado son aquellos que les falta creatividad y sentimiento por la vida!!!
y los labios aunque estén resecos recuerdan perfectamente como besar!!!

saludos elisa!!!

Sarco Lange dijo...

Hacer poesía es como peinar una muñeca que tiene ojos humanos y labios de costra.

Beso Elisa Lichazul.

elisa lichazul dijo...

mil gracias por sus lecturas y opiniones
abrazos

San dijo...

Hay ocasiones en las que las palabras parece que se esconden, juegan con nosotros, pero al final a penas esperamos un poco solo, regresan con más fuerza. Preciosa forma de decir Elisa.
Un abrazo.

Mavi en blanco dijo...

!Que bonito es saber decir las cosas con ese sentimiento.LLegan al corazón Elisa.
besos
MAVI

sergio celle dijo...

...anche qui, cara Elisa, hai scritto gli ultimi cinque versi che dicono tutto...molte volte mi domando perché scrivo, quando la nostra esistenza è di una impossibile decifrazione...leggerti è sempre piacevole..abbraccio e bacio...

Jerónimo dijo...

Escribir poesía,libera. Leer mucha poesía puede llegar a oprimirnos el corazón hasta convertirnos en islas solitarias, pero creo que merece la pena correr el riesgo.

Abrazos.

Carlos Augusto Pereyra Martínez dijo...

La pluma a veces se nos cierra, como una llave herrumbada, y deploramos de la palabra, u otros la vituperan, pero cuànta falta nos hace. UN abrazo

bixen dijo...

ÁXIDO es la palabra que buscas. No está escrita (*), pero se escucha... y mucho.
(*) Esta no cuenta.

MAJECARMU dijo...

Elisa, eres una escritora en continua renovación y ese labio nunca está oxidado...He podido comprobar que la frescura de tu palabra es constante,amiga...
Mi abrazo grrande y feliz domingo.
M.Jesús

mis poemas en otras páginas


Abrir nueva pestaña

talleristas maipú

Abrir nueva pestaña

Geo & Feedjit

=============